EN GUERRA CON MI ABUELO

Semáforo ÁMBAR

Con Robert DeNiro, Uma Thurman y Christopher Walken como principales reclamos, esta película nos cuenta cómo una familia se lleva a vivir al abuelo con ellos, ocupando el cuarto del hijo de la misma e iniciando este una serie de jugarretas encaminadas a que el abuelo le devuelva su cuarto.

Recordando en ocasiones a Solo en casa por el tema de las “trampas”, la peli es bastante inocente en su contenido, aunque cuenta con unos cuantos clichés sobre todo en cuanto a relaciones chico-chica.

Lo mejor que tiene es la alegoría en contra de la guerra que se desprende durante todo el film, sobre todo al final, y el tratamiento de ciertos temas como los sentimientos o el bullying.

Lo peor sería, aparte de los mencionados estereotipos, el hecho de que el tema del bullying se arregla al modo americano, es decir llegando otro más fuerte a pegarle al abusón. Al menos no le pegan dos tiros, que es lo que probablemente ocurriría en el USA real. También hay otro momento muy USA cuando el abuelo y el nieto rompen la ley (sin saberlo) y huyen de la policía sin responsabilizarse de sus actos y en plan “qué guay ha sido, qué malotes somos”.

Por tanto, tras mucho discutir y sopesar los pros y los contras, lo dejamos en que tanto unos como otros son “leves”y por tanto se neutralizan, quedando la cosa en ámbar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *